En Coronel Suárez se instalará una fábrica de impresoras 3D.

impresora-3d

Todo partió de una entrevista al dirigente gremial donde dio cuenta de la pérdida de empleo, número que llamó la atención de personas que están en organismos como el Ministerio de Trabajo, la Federación de Empleados de Comercio y el Banco Mundial.

Quien aporta el capital es el Banco Mundial, el control a nivel local de este proyecto estará a cargo del Sindicato de Empleados de Comercio. Y los controles mensuales a través de la Federación de Empleados de Comercio y del Ministerio de Trabajo.

"En Coronel Suárez se perdieron entre 4 y 5 mil puestos de empleo. Esto lo dije en una nota periodística, que rebotó en Bahía Blanca, llegó a La Plata, a oídos del Ministerio de Trabajo de la Nación, que se pusieron en contacto conmigo. Me pidieron que ratificara lo que había dicho, así lo hice. Se pusieron en contacto con el Ministerio de Trabajo de la Nación. Y gente del Banco Mundial, que trabaja con nuestra Federación y con el Ministerio de Trabajo, me citó a Capital Federal y ahí empezaron a surgir algunas ideas, como capacitación y demás, para que la gente se pueda capacitar en las cosas que vienen, como robótica y demás. En esas charlas fui invitado a la ciudad de La Paz, en Entre Ríos, donde contacté con un alto funcionario de carrera del Ministerio de Trabajo de la Nación, me dijo que él tenía una muy buena idea para Coronel Suárez, que necesitaba encontrar un lugar, un galpón, lugar grande, a bajo costo. Le expliqué que el gremio Empleados de Comercio tiene una propiedad de ese tipo".

Fabián González fue invitado a otras reuniones en Entre Ríos y de esas charlas surgió "una fábrica de impresoras 3D en la Argentina, la primera que va a haber en el país, para instalar en Coronel Suárez".

Agregó que "la sorpresa más grande fue la semana pasada, en el Congreso de la Federación de Empleados de Comercio, donde el secretariado nacional presentó el proyecto 2020, financiado por el Banco Mundial, controlado por la Federación, el gremio local de Coronel Suárez y el Ministerio de Trabajo de la Nación, que consiste en traer la fábrica de impresoras 3D para Coronel Suárez".

Dijo que está esperando para estos días "la llegada de gente para ver el galpón, determinar las mejoras que se tienen que hacer, y estimamos que en los primeros meses del año próximo vamos a tener la primera fábrica de impresoras 3D en la ciudad. Sabemos que está dirigido a un rango de personas que están capacitadas. Mucha gente me está pidiendo trabajo y les digo que no estoy capacitado yo para esa selección, que estará a cargo de gente especializada para eso".

Agregó que "sabemos que podemos transformar a Coronel Suárez en un polo tecnológico, en vez de tener solamente el polo que tenemos, de calzado e indumentaria, que cuando falla tenemos estos problemas".

Informó el dirigente mercantil que, en el marco de la capacitación para esta empresa, vendrán aulas móviles, que estarán recorriendo diferentes lugares, para capacitar personas en distintos cursos, "todos con salida laboral. No nos vamos a transformar en empresarios –aclaró-, sino en puente para generar empleo".

Aclaró González que "las primeras impresoras que se construyan van a ir al Ministerio de Trabajo de la Nación, después a otros organismos del Estado, sindicatos, ONG y entidades de bien público que lo necesiten. Después saldrá a la venta para el privado".

González dijo que desconocía la cantidad de puestos de trabajo que esta fábrica de impresoras 3D podría llegar a generar.

Consultado si va a haber un bono de fin de año expresó que "vengo del congreso y hay empresas que están en condiciones de dar un bono, empresas grandes. Nuestro gremio es muy variado, comprende empresas de 15 o 20 mil empleados y otras que tienen un solo empleado, que quizá están vendiendo ropa, que no se está vendiendo en estos momentos. Estamos tratando de trabajar a ver cómo podemos hacer en este momento, sin romper la fuente laboral, que es lo que más se ha roto. La difícil situación para las empresas es porque no hay circulante, no hay reactivación de la economía. En esa situación estamos, viendo qué vamos a hacer en esta circunstancia. No es fácil, pero sabemos que tenemos que llevarle plata al bolsillo de la gente. Sí tenemos una cláusula en la paritaria, que seguramente se va a rever en los próximos días, para los últimos días de diciembre o los primeros días de enero. Se trata de ver cómo cerró la inflación del año, para ver cuál es la diferencia que tendrán que pagar los empresarios", dijo el dirigente del gremio Empleados de Comercio, haciendo una evaluación de cómo va terminando el año.